PROS Y CONTRAS DE LOS CHAFLANES

En ocasiones algunos conceptos o trabajos, los especifican en los proyectos sin evaluar si estos cumplirán o no con su funcionalidad, ya sea por costumbre, porque en un proyecto similar se realizó o porque el que diseña y especifica no es el mismo que el que construye, y como aparece en el catálogo… hay que hacerlo.

Este es el caso del Chaflán en las azoteas. Si ese concepto que generalmente se construye y que en ocasiones (no los menos) es la causa de algunas situaciones que estaremos comentando… por lo tanto: ¿Es recomendable o no forjar el chaflán en las azoteas?

Es importante acotar, que las condiciones climáticas en nuestra zona (Península de Yucatán) son particulares (calurosas con mucha humedad, temporadas de sol y lluvia, etc) y que situaciones que acá comparto, no sean las mismas en otros lugares.

¿Es recomendable o no forjar el chaflán en las azoteas?

A mi entender el objetivo de este elemento, es contribuir a que se tengan filtraciones de agua entre la losa y el pretil. Y durante su construcción:

  1. Generalmente las losas se construyen con el sistema de vigueta y bovedilla o con concreto armado (aligerado o no).
  2. Los pretiles se elaboran con Block de concreto
  3. Sobre la losa se vacía lo que en algún momento fue el Calcreto (cemento – cal – polvo – grava) y que ahora, generalmente se elabora con mortero cemento – arena.
  4. Posteriormente (días o semanas) se construye el chaflán con mortero cemento – polvo.

Desde el punto de vista de la Adhesión entre los elementos tenemos que:

  • Tenemos una junta fría (adhesión inapropiada) entre el block del pretil y la losa.
  • Tenemos adhesión entre el calcreto y la losa, y entre el calcreto y el block del pretil, más no la suficiente como para impedir el paso del agua entre ambos cuerpos.
  • Tenemos una junta fría, entre el chaflán y la losa, y el chaflán y el pretil.

A primera instancia, todo parece estar unido, aun y cuando en realidad son 4 elementos, que en el inmueble actuaran de forma independiente durante su ciclo de servicio, ya que tienen procesos de fabricación diferente, densidades, pesos volumétricos, resistencias diferentes (en ocasiones incluso no se tiene certeza de diseño de la mezcla usada) y son colocados por personal diferente (calificado o no).

Cuando estos elementos expuestos a la intemperie son sujetos a la radiación solar, a la humedad, al viento, a la lluvia… es decir, a ciclos de diferentes temperaturas… las propiedades físicas de estos elementos toman mayor relevancia, ya que al expandirse y/o contraerse de forma independiente y debido a la poca adhesión (junta fría) tienden a separarse entre ellos y por lo tanto, lo que se refleja en forma de agrietamientos.

Y cuando esto ocurre, este elemento deja de prestar el servicio para el cual fue instalado…

Esta situación se agrava, cuando se construye un chaflán en una Junta Constructiva, o en la unión de una ampliación del inmueble o entre elementos que se construyeron en diferentes etapas… ya que después de cierto tiempo, los agrietamientos alrededor del chaflán se conviertes en puntos de filtraciones en épocas de lluvia.

¿Es recomendable o no forjar el chaflán en las azoteas?

¿Es recomendable o no forjar el chaflán en las azoteas?

Ya tengo el problema… ahora que hago

Hemos estado hablando que los materiales de los elementos que convergen en esa zona, tienen comportamientos diferentes en lo que respecta a los cambios volumétricos, por lo que independientemente del sistema de impermeabilización a utilizar estos deben ser tratados como una junta constructiva y aplicar un sellador de Poliuretano (Como el MASTER SEAL NP1) que tiene la capacidad de elongación que permite que estos elementos “se muevan” durante la contracción-expansión conservando la hermeticidad y evitando filtraciones en temporadas de lluvias.

Posteriormente, aplicar el sistema de impermeabilización que cumpla con las condiciones de servicio, que requiere su azotea.

Estoy construyendo… ¿Hago o no los chaflanes de mortero?

De acuerdo a nuestra experiencia en la zona, nuestra recomendación es que no los construya con mortero. Hemos observado que tienen un mejor desempeño, si este chaflán se construye con un sellador de poliuretano (MASTER SEAL NP1) y como soporte el MASTER SEAL 920 (Sonofoam Backer Rod) de ¼”.

Este sistema nos permite proteger estas áreas de los futuros agrietamientos que se presentarán, evitando que se conviertan en puntos de posibles filtraciones. Este Material, tiene resistencia a los rayos UV, lo que permite ofrecer una vida útil mayor, son de fácil reparación y sobre él, se puede aplicar el sistema de impermeabilización seleccionado.

Hasta la próxima

Revitalizate Grupo Empresarial SA de CV, comercializa y aplica productos para la construcción y mantenimiento de inmuebles y obras de infraestructura.

Revitalizate

Revitalizate Grupo Empresarial SA e CV

Anuncios

Un pensamiento en “PROS Y CONTRAS DE LOS CHAFLANES

  1. Pingback: Necesito Impermeabilizar una Cisterna (o alberca)… ¿Que productos debo utilizar? | Revitalizando la Industria de la Construcción

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

Conectando a %s